auténtica receta de guacamole

Esta es la MEJOR receta de guacamole, ya que es sencilla de hacer y utiliza ingredientes frescos y de alta calidad. El auténtico guacamole no contiene rellenos ni ingredientes innecesarios. Sólo necesitas aguacates, cebolla, tomates, cilantro, chile jalapeño, zumo de lima, ajo y sal. ¡Fácil y delicioso!

No me gustan las hipérboles, pero esta es realmente la mejor receta de guacamole. Cuando se trata de un guacamole que atrae a las multitudes, la clave es no ser demasiado sofisticado o tratar de ser demasiado único. El guacamole debe ser fácil de hacer y delicioso. Simple y llanamente. Es una mezcla de unos pocos ingredientes de alta calidad con sabores que se combinan maravillosamente.

¿Cómo elegir aguacates buenos y maduros? En primer lugar, coja los aguacates que todavía tengan el tallo. Si les han quitado el tallo en la tienda, es más probable que tengan manchas marrones en el interior. A continuación, presione suavemente un extremo. Debe estar firme, pero debe tener una ligera flexibilidad.

Corta tres aguacates maduros por la mitad, quítales el hueso y ponlos en un bol. A continuación, utilice un tenedor para aplastarlos con suavidad hasta alcanzar el nivel deseado de trozos o de suavidad. Añade las cebollas, los tomates, el cilantro, el chile jalapeño, el ajo, el zumo de lima y la sal y mézclalo todo. Y ya está. El guacamole más delicioso y fácil.

ingrediente del guacamole

Tanto la palabra “guacamole” como el dip, son originarios de México, donde los aguacates se cultivan desde hace miles de años. El nombre deriva de dos palabras náhuatl aztecas: “aguacate” y “molli” (salsa).

Todo lo que se necesita para hacer guacamole es aguacate maduro y sal. Después, un poco de zumo de lima o limón -un toque de acidez- ayudará a equilibrar la riqueza del aguacate. Si quieres, añade cilantro picado, chiles, cebolla y/o tomate.

Compruebe si está maduro presionando suavemente el exterior del aguacate. Si no cede, el aguacate aún no está maduro. Si cede un poco, el aguacate está maduro. Si cede mucho, es posible que el aguacate esté demasiado maduro y no sea bueno. En este caso, pruébelo antes de utilizarlo.

Para abrir un aguacate, córtelo por la mitad a lo largo con un cuchillo de chef afilado y sepárelo. Un lado tendrá el hueso. Para quitarlo, puede golpear con cuidado el cuchillo de cocina contra el hueso y girarlo para desprenderlo (protegiéndose la mano con una toalla), o puede cortar el aguacate en cuartos y quitar el hueso con los dedos o una cuchara.

guacamole ica

Tanto la palabra “guacamole” como la salsa son originarias de México, donde los aguacates se cultivan desde hace miles de años. El nombre deriva de dos palabras náhuatl aztecas: “aguacate” y “molli” (salsa).

Todo lo que se necesita para hacer guacamole es aguacate maduro y sal. Después, un poco de zumo de lima o limón -un toque de acidez- ayudará a equilibrar la riqueza del aguacate. Si quieres, añade cilantro picado, chiles, cebolla y/o tomate.

Compruebe si está maduro presionando suavemente el exterior del aguacate. Si no cede, el aguacate aún no está maduro. Si cede un poco, el aguacate está maduro. Si cede mucho, es posible que el aguacate esté demasiado maduro y no sea bueno. En este caso, pruébelo antes de utilizarlo.

Para abrir un aguacate, córtelo por la mitad a lo largo con un cuchillo de chef afilado y sepárelo. Un lado tendrá el hueso. Para quitarlo, puede golpear con cuidado el cuchillo de cocina contra el hueso y girarlo para desprenderlo (protegiéndose la mano con una toalla), o puede cortar el aguacate en cuartos y quitar el hueso con los dedos o una cuchara.

guacamole receptor gräddfil

Tanto la palabra “guacamole” como el dip, son originarios de México, donde los aguacates se cultivan desde hace miles de años. El nombre deriva de dos palabras náhuatl aztecas: “aguacate” y “molli” (salsa).

Todo lo que se necesita para hacer guacamole es aguacate maduro y sal. Después, un poco de zumo de lima o limón -un toque de acidez- ayudará a equilibrar la riqueza del aguacate. Si quieres, añade cilantro picado, chiles, cebolla y/o tomate.

Compruebe si está maduro presionando suavemente el exterior del aguacate. Si no cede, el aguacate aún no está maduro. Si cede un poco, el aguacate está maduro. Si cede mucho, es posible que el aguacate esté demasiado maduro y no sea bueno. En este caso, pruébelo antes de utilizarlo.

Para abrir un aguacate, córtelo por la mitad a lo largo con un cuchillo de chef afilado y sepárelo. Un lado tendrá el hueso. Para quitarlo, puede golpear con cuidado el cuchillo de cocina contra el hueso y girarlo para desprenderlo (protegiéndose la mano con una toalla), o puede cortar el aguacate en cuartos y quitar el hueso con los dedos o una cuchara.

Por Sofía Salome

Hola mundo, soy Sofía Salomé copywriter de Damboats.es